Home Opinión Lee “El arte de sumar y restar” en la Columna Ensalada de grillos

Lee “El arte de sumar y restar” en la Columna Ensalada de grillos

0

Ensalada de grillos / Ciro Castillo

El arte de sumar y restar

La suma y la resta son dos operaciones fundamentales en Matemáticas; sin embargo, también se utilizan en la vida diaria para resolver problemas de la cotidianeidad.

En la política, el arte de sumar y restar también es clave, básico. Puede ser la diferencia entre resolver un conflicto o hacerlo más grande. Puede ser la diferencia entre triunfar o perder.

ANTONIO MEADE SACÓ LA CALCULADORA

El que sabe de números y sacó la calculadora desde que fue designado “gallo” del PRI para la Presidencia de la República es José Antonio Meade.

En cuanto presentó la renuncia ante el presidente, Enrique Peña Nieto, quien lo llenó de elogios y lo mandó “planchadito” a reunirse con todos los sectores del PRI, el ex titular de Hacienda comenzó su tarea propia.

Se ha reunido con ex dirigentes del Revolucionario Institucional, quienes tienen su corazoncito y quizá no están muy convencidos de qué tan bueno sea que un externo represente a su tricolor.

Se encontró también en una comida con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, con quien había que “sanar heridas” pues no es fácil quedarse fuera de la jugada presidencial y a él lo dejaron fuera, y feo, al final.

José Antonio Meade también ha negociado con senadores y diputados federales del partido oficial, quienes le han respaldado. ¿Qué más les queda?

Ivonne Ortega, ex gobernadora de Yucatán, quien andaba de rebelde, tuvo que “agarrar” la onda y aceptó sumarse al ex funcionario que traspasó tres gobiernos sexenales. Por algo será.

Ayer, “Pepe” Meade, así le dicen ahora algunos, también se reunió con la dirigencia de Nueva Alianza para sumar a un sector del magisterio que milita en el partido creado por la maestra, Elba Esther Gordillo.

En fin, que el aspirante presidencial, quien “trota” solo en su caballo, está tratando de sumar todo lo que le sea posible.

NUÑO A LA CAMPAÑA: ¿SUMA O RESTA?

Aunque José Antonio Meade está sumando, la inminente inclusión de Aurelio Nuño Mayer a su campaña podría tener el efecto contrario.

El hasta ayer Secretario de Educación, quien renunció al cargo para ser “los ojos” del presidente, Enrique Peña Nieto, en la próxima campaña presidencial, no es muy bien visto por muchos sectores sociales.

A pesar de que ayer el mismo Presidente de México lo llenó de elogios por haber empujado la “Reforma Educativa”, lo cierto es que al menos el magisterio no lo ve con buenos ojos. Tampoco muchos padres de familia.

Se dijo por semanas que Enrique Peña Nieto estaba empeñado en que Aurelio Nuño fuera el candidato presidencial del PRI; sin embargo, a última hora decidió por Meade por el “guiño” desde el extranjero, pero también porque sabía que su amigo no sería bien recibido por sectores como la CNTE.

Como dijimos, Aurelio Nuño llevará la voz de Los Pinos a la campaña presidencial; sin embargo, podría restar simpatía a un José Antonio Meade que tendrá que luchar por “despegarse” del PRI aunque este sea el partido que lo cobije.

Ya vimos que en uno de los últimos spots lanzados por el precandidato presidencial ni siquiera se menciona al tricolor. Se habla de un México próspero (promesas) pero no se ponen los colores del PRI. Cómo para qué.

No sabemos entonces si la incorporación del ex titular de Educación, quien metió la Reforma Educativa “a punta de palos” y aún no se aterriza en la realidad, realmente sumará o restará.

A pesar de que Enrique Peña Nieto le agradeció ayer por su labor en la etapa de reconstrucción de escuelas después de los temblores de septiembre, la realidad es que en estados como Chiapas, cientos de padres de familia están molestos porque va muy lenta la reconstrucción de escuelas; sienten que les están tomando el pelo o que, definitivamente se “quieren clavar la lana”.

LA MEDALLA BELISARIO DOMÍNGUEZ

Ayer se entregó la medalla Belisario Domínguez a la ambientalista, Julia Carabias Lillo.

En la ceremonia hubo un desfile de personalidades y, por supuesto, estuvieron los que apuntan a la gubernatura de Chiapas. Estaba el presidente, Enrique Peña Nieto y había que saludarlo al menos.

Zoé Robledo, quien ya se ve perdido en sus aspiraciones, fue el que más se desvivió. Luis Armando Melgar, senador por el PVEM también hizo lo propio. El que tuvo su día de “robar cámara” fue el senador del PRI, Roberto Albores Gleason. Faltaba más.

Escriba a:

cirocastillo@hotmail.com

Síganos en:

www.noticiasnvi.com

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Trece + veinte =